¿Cómo optimizar los contenidos de redes sociales?

como optimizar las redes sociales

Las redes sociales se han convertido en un buscador muy poderoso al que los usuarios acuden para crear o mantener conexiones, entretenerse, informarse, e incluso hacer compras. Debemos considerar que ahora hay un público que le gusta la variedad y que no solamente busca en motores de búsqueda como Google.

A pesar de que aún existen muchas dudas sobre si las redes sociales contribuyen o no al posicionamiento orgánico de nuestro sitio web, está demostrado que son una herramienta que incrementa la exposición de nuestra marca, la distribución del contenido y su duración.

Con tanto contenido montado por ahí y con tanta competencia tratando de llegarle a la misma audiencia, es necesario optimizar lo que compartimos, no solo en nuestro sitio web sino en redes sociales, para que los usuarios puedan llegar más fácil a eso que les estamos ofreciendo.

Por eso, en esta entrada vamos a analizar la relevancia de las redes sociales para el posicionamiento de nuestro sitio web, por qué deberíamos y cómo deberíamos optimizar los contenidos para las redes sociales.

¿Qué tienen que ver las redes sociales con el posicionamiento SEO de nuestro sitio web?

Aunque las redes sociales no contribuyen directamente al posicionamiento SEO de nuestro sitio web, tener una presencia activa en las redes sociales si ayuda a que el SEO de nuestro sitio web se fortalezca.

Google nos deja muy claro en su página de soporte que si alguna persona busca nuestra empresa en su buscador es posible que vean vínculos a los perfiles sociales de esta junto con otra información sobre la empresa en el panel de conocimiento. 

Este panel de conocimiento es el panel informativo, que vemos al lado derecho de la pantalla de nuestro ordenador cuando buscamos alguna persona, lugar u organización. Su objetivo es brindar datos concretos de esta búsqueda.

Esto quiere decir que aparte de que Google va a mostrar nuestros perfiles sociales en los resultados de búsqueda, también recopilará información de estos y de otras fuentes para incluirla en este panel y crear una descripción más detallada de nuestro negocio o marca.

Con esto podrás darte cuenta de la importancia de mantener el perfil social de tu marca actualizado y con información relevante sobre tu negocio.

¿Qué debemos optimizar en las redes sociales?

Aparte de mantener nuestros perfiles actualizados en las redes sociales para ayudar al posicionamiento SEO de nuestro sitio web y fortalecer nuestra imagen de marca, podemos llevar a cabo algunas prácticas para mejorar la visibilidad de nuestros contenidos en las redes sociales.

Dentro de las cosas que debemos optimizar están:

  • Nombres de los archivos: Esta es la primera información que leen los motores de búsqueda. En vez de dejar los archivos con nombres genéricos como WA-12345678.jpg, procuremos usar uno con palabras claves relacionadas con lo que ofrecemos, y con la forma en la que el usuario lo buscaría, ejemplo: botas-mujer-bogota
  • Texto alternativo: Con esto nos referimos a la información que utilizamos para describir el contenido.

Puede que no siempre que vayamos a hacer alguna publicación en una red social tengamos la oportunidad de hacerlo, pero si la hay debemos aprovecharla usando palabras clave, sí, de nuevo palabras clave relacionadas con el contenido.

  • URL: En las configuraciones de nuestras redes sociales podemos acortar la URL de nuestro perfil.

Al igual que con los nombres de los archivos, debemos procurar que sea legible, que esté acortado para que sea fácil de recordar y buscar, tanto por los usuarios, el buscador de la red social, y otros buscadores en internet.

  • Uso de Hashtags: Los hashtags son palabras clave que usamos para clasificar contenidos, de tal forma que, si alguien selecciona uno de estos en alguna publicación, o que simplemente decide buscarlo, pueda redirigirse a un grupo de resultados de búsqueda para ese tema.

No se usan en todas las redes sociales, pero siguen muy vigentes en Twitter, donde fueron creados originalmente, y también en Instagram, sin embargo el comportamiento de los usuarios usando hashtags en ambas redes sociales son muy distintos.

  • Usa geo etiquetas:  Agregar una ubicación te ayudará a dirigir las publicaciones a una audiencia específica, a aquellos que están en el mismo lugar que tu negocio.
  • Crea buen contenido: Los algoritmos de las redes sociales desde hace un tiempo no muestran el contenido cronológicamente, sino de acuerdo con la interacción y la actividad que el usuario tenga con este.

Por esta misma razón, no es una buena idea comprar seguidores.

Fortalece tus Call to action para aumentar las interacciones. Una buena estrategia es conseguir que otros usuarios te mencionen.

Teniendo en cuenta estos tips y sabiendo la importancia de optimizar los contenidos vas a poder posicionionarte tanto en redes sociales como en los distintos motores de búsqueda.

¿Qué es un Buyer Persona y para qué sirve?

Como lo podrás leer en muchas páginas más, un Buyer Persona es una representación ficticia o arquetipo de nuestros clientes, que está basada en sus comportamientos, motivaciones y preocupaciones, entre muchas otras cosas.

Aparentemente es un concepto sencillo, sin embargo, no nos lo tomemos tan a la ligera, porque definir a este usuario ficticio no es cuestión de suposiciones, sino un proceso de investigación y reconocimiento de nuestro cliente que puede tardar un tiempo, pero que nos ayudará a crear estrategias para acompañar a nuestro usuario durante todo el proceso del embudo de compra.

Sí, desde antes que el usuario sepa que necesita el producto o servicio que le ofrecemos, hasta que ya lo ha comprado, y necesitamos retenerlo.

En esta entrada ampliaremos un poco más la definición de buyer persona, de la diferencia de este con el público objetivo, y de cómo crearlo.

¿Qué es un Buyer Persona?

Digamos que el producto que ofrecemos va dirigido a hombres y mujeres de 15 a 27 años, estudiantes, de estratos 2 a 4; estos datos demográficos resultan siendo nuestro público objetivo, una segmentación del mercado.

Cuando hablamos de un buyer persona le estamos dando una cara amable y humana a esa persona que está detrás, a Alvaro, ese estudiante que le motiva terminar su carrera universitaria, que no tiene muchos ingresos, que es soltero, que le gusta hacer deportes, y que le frustra no encontrar trabajo en su profesión.

Alvaro es un ejemplo corto de buyer persona. Puede que tengamos más de uno, y eso está bien, desde que no sean demasiados. Con un solo buyer persona puede que tengamos una visión sesgada de nuestro mercado, y con muchos, que perdamos nuestro enfoque.

  ¿Cómo hacer un buyer persona?

Hacer un buyer persona es responder muchas preguntas, puede que no sea cosa de una tarde, sino más bien de un proceso un poquito más extenso de investigar, dejar estereotipos, e incluso respaldarnos en estudios que demuestren cuales son las tendencias del mercado.

Vamos a ilustrarlo con un pequeño ejemplo:

Hace unos años, los comerciales de productos de aseo mostraban a una mujer ama de casa, sensible y sumisa, que se encargaba de atender las labores del hogar. Esto ha ido cambiando porque aparte de que es un estereotipo machista, estudios demuestran que ahora las mujeres tienen mayor acceso al mercado laboral, y que las tareas del hogar son compartidas, es decir que el público objetivo ha cambiado, y que se deben determinar cuáles son lass necesidades del nuevo público, para fijar las estrategias que nos permitan llegar a este.

No todos los casos son tan evidentes como este, pero, a través de encuestas o de los registros de datos de personal de servicio al cliente, si es que contamos con este, podemos evaluar quién es nuestro cliente. 

Ojo con esto, nada de suposiciones. La competencia del mercado actual ya sabe que ahora los clientes son más exigentes, que quieren ser entendidos y que el trato que reciban sea lo más personalizado posible.

¿Ahora, qué es eso que debemos evaluar?

Podemos guiarnos con estas preguntas

  • A qué se dedica, tanto personal como profesionalmente.
  • Cuál es su nivel de estudios.
  • Cuáles son sus retos personales y/o profesionales.
  • Qué dificultades tiene.
  • Hay alguien que influya en sus decisiones.
  • Tiene pareja, hijos, con quién vive.
  • Cuáles son sus responsabilidades en el hogar y/o trabajo.
  • Cuáles son las personas más importantes en su vida y/o trabajo.
  • Cuál es su nivel económico e ingresos.
  • Qué tipo de contenido consume para informarse, educarse, o entretenerse y por qué medios.
  • Cómo compra, cuándo compra, por qué compra

Dentro de las estadísticas que nos arrojan el bussiness manager del social media, también podemos ver algunos datos demográficos, y aunque esto no necesariamente represente a nuestro buyer persona, y menos si las campañas que estamos haciendo no están correctamente enfocadas, no son datos inservibles, pueden ser una referencia de nuestro público actual. 

Lo importante es no sesgarnos por esto. Retomando lo dicho inicialmente, debemos pensar en esos potenciales clientes, que nunca han escuchado la marca.

Por todo esto, preguntas como qué medios consume, cómo busca, qué limitaciones tiene; y hasta encargarnos de averiguar por medio de herramientas de cuáles son las palabras clave que usa nuestro buyer, son muy importantes.

Luego de definir tu Buyer Persona, estás listo para crear una estrategia basada en su proceso de compra y que te permita acercarte de la forma más adecuada a tus clientes potenciales.

¿Cómo hago que mi página web salga en los primeros resultados de búsqueda?

Las medidas de restricción impuestas en el 2020 a causa de la pandemia, han conseguido lograr una transformación en los mercados y en el comercio electrónico. Estos cambios nos han demostrado más que nunca la importancia de tener presencia digitalmente.

Podemos tener el mejor producto o servicio, y una página muy bonita, pero lo cierto es que debemos plantearnos estrategias para que la gente pueda llegar a nuestra página web. Ese conjunto de estrategias, es lo que se denomina SEO.

En esta entrada discutiremos acerca de qué es el SEO, la importancia, y cómo hacerlo de manera efectiva.

¿Qué es el SEO?

SEO son las siglas de Search Engine Optimization, es decir: optimización de los motores de búsqueda, o en cristiano, cómo hacer para que mi página salga en la primera página de resultados de búsqueda de google, bing, yahoo, o el buscador que sea.

El internet se ha vuelto una fuente inagotable de información, existe una saturación de páginas web, a tal punto de que de todas las millones de búsquedas que se hacen a diario, es complicado que las personas puedan encontrar lo que les estamos ofreciendo.

Por eso Google, el buscador estrella en el que se realizan más del 80% de las búsquedas en occidente, y más del 95% en Colombia; y otros buscadores, han desarrollado algunos criterios para determinar en qué posición se ubicarán los resultados de búsqueda.

Hacer SEO es usar estrategias para ubicarse como primer resultado de búsqueda o al menos lo más cercano que se pueda a este lugar, para que nuestro público pueda encontrar nuestra página, nos considere una opción, y entre a ella.

¿Cómo optimizar mi página web?

      1. Pensar como el consumidor:

Todos somos consumidores de alguna marca, y a la hora de hacerle SEO a un sitio web debemos seguir pensando como consumidores y analizar la forma en la que buscamos cuando queremos

  1. Saber algo, por ejemplo: ¿Cuál es el mejor amigo del hombre?
  2. Saber cómo hacer algo, por ejemplo: ¿Cómo preparar arroz?
  3. Comprar algo, por ejemplo: Faldas estampadas en Bogotá.

      2. Vender bien:

Si estamos haciendo SEO, y no pautando (SEM), es porque queremos generar una campaña a largo plazo, y para hacerlo de manera exitosa es necesario ofrecer un contenido de valor, no solo que venda, sino que informe y entretenga.

La forma de vender ha cambiado, ahora vendemos experiencias y no productos, porque la gente está saturada de anuncios y si se siente atacada con publicidad simplemente no va a comprar. Ahora en vez de decirle al usuario que compre papa, le enseñamos a hacer recetas con papa.

      3. Usar palabras clave:

Con palabras clave no nos referimos a una sola palabra sino a pequeñas frases de no más de 6 palabras, que nos ayudan a disminuir la especificidad y que las búsquedas que hace el usuario se puedan relacionar con nuestros productos y/o servicios.

Si por ejemplo ponemos únicamente la palabra clave “zapatos”, y nos fijamos en la cantidad de resultados, nos encontraremos con que tenemos 187 millones de competidores entre los que está la definición de zapato, algunas tiendas de calzado, zapatos para mujer, hombre y niño, y una gran variedad de tipos de calzado; y no estaremos llegando al público que le queremos apuntar.

Si vamos a hacer SEO es importante hacerlo bien, porque los motores de búsqueda pueden arrojar millones de resultados, pero enseñan solo 100, divididos entre 10 páginas, y siendo honestos ¿quién pasa de la primera página? La realidad es que los primeros tres resultados son los que se llevan la mayoría de visitas de los usuarios.

      4. Usar herramientas de búsqueda:

Encontrar las palabras clave es una mezcla de pensar como el consumidor y usar algunas herramientas, pues en muchas ocasiones el asumir cómo el usuario hace las búsquedas puede ser un gran error.

Podemos apoyarnos de algunas herramientas que nos ayudan a evaluar qué palabras clave podemos usar, en esta ocasión te comparto tres que son muy útiles:

  1. Google Trends: Nos permite ver cuáles son las tendencias de búsqueda y comparar entre dos y cinco términos de búsqueda.

Un error común es utilizar aquellas palabras clave que tienen un mayor volumen de búsqueda, cuando lo que debemos hacer es buscar palabras clave que tengan más afinidad entre nuestro contenido y lo que está buscando el usuario.

  1. Answer The Public: Nos permite ingresar un tema e identificar las intenciones de búsqueda de este partiendo de las WH questions.

       Ejemplo:

   Tema: Agencia digital

   Resultados de intenciones de búsqueda:

  • ¿Cómo montar una agencia digital?
  • ¿Qué es una agencia digital?
  • ¿Qué hace una agencia digital?
  • ¿Para qué sirve una agencia digital?
  • ¿Por qué contratar una agencia digital?
  1. Ubersuggest: Nos permite ver el volumen de búsqueda de la palabra que pongamos, la competencia de esta palabra en el buscador, e incluso algunos datos útiles para campañas pagas (SEM)

5. Ubicar las palabras clave

Procuraremos poner las palabra clave todas las veces que podamos para generar posicionamiento, pero teniendo cuidado de no saturar al usuario, para evitarlo podemos darle un descanso visual con un cambio de tipografía, negrita, subtítulos, etc.

  • Aparte de poner las palabras clave en el contenido-texto también se debe hacer en el contenido-audiovisual con los nombres de los archivos.

       En vez de subir una imagen o video de nombre WA-060421… aprovechemos para ponerle palabras-claves-         separadas-por-guiones-medios.

  • Importantísimo poner palabras clave en la URL, no siempre se podrá en el dominio, pero si en el slug, es decir lo que va después de la barra inclinada, ejemplo https://laburuagencia.com/como-hago-que-mi-pagina-web-salga-en-los-primeros-resultados-de-busqueda/
  • Es fundamental poner buenos títulos no superiores a 70 caracteres, puesto que, si nos excedemos de este valor, van a salir cortados en los resultados de búsqueda.

       Sí tenemos un buen título, este mismo puede quedar en el slug de la URL, y así matamos dos pájaros de             un solo tiro.

  • No podemos olvidarnos de la meta descripción, es decir lo que vemos debajo de la URL y del título en los resultados de búsqueda. Aunque algunas personas no lo leen, en la mayoría de casos es lo que ayuda al usuario a definir si va a entrar a nuestra página o no.

En vez de poner palabrería bonita como “En tiendas Juguetón tus hijos son bienvenidos” pongamos lo que estamos vendiendo: “Bicicletas para niño en Bogotá”. Recordemos que la meta descripción no debe ser mayor a 150 caracteres.

Teniendo claro qué es el SEM, y lo que se debe tener en cuenta para hacerlo de forma correcta, es  momento de que lo apliques en tu sitio web, puedas competir y conseguir tus objetivos como marca.

 

¿Cómo evaluar mi estrategia de redes sociales?

Una estrategia es un conjunto de acciones planificadas, que hacen que tomemos mejores decisiones y que cumplamos nuestros propósitos.

El primer paso, como siempre, es tener nuestras metas claras: quiero que me conozcan, aumentar la interacción, el engagement, la conversión etc.

Bien sea que ya contemos con presencia en redes y queramos conocer en qué situación estamos o que vayamos a empezar, podemos seguir estas recomendaciones junto con algunas herramientas que iremos explorando a lo largo de esta entrada, y que podemos usar para hacer el trabajo más fácil, tener las estadísticas y la información organizada, e incluso conocer algunos datos de la competencia.

Para tener una buena estrategia de redes sociales, debemos evaluar 3 cosas:

1. Evaluar a mi audiencia

El contenido que publiquemos va dirigido a alguien, y para que tenga impacto es importante saber qué le gusta a ese alguien, cuáles son sus intereses, cómo se expresa, qué hace, cómo se comporta, en qué horarios está disponible (Por ejemplo: temprano en la mañana, cuando se despierta, o a la hora de almuerzo, si es que trabaja).

En fin, tener claro a qué publico me estoy dirigiendo, y con esto tener un panorama de qué contenido publicar y en qué horario.

Si no estamos muy seguros de esta información, podemos iniciar haciendo prueba y error, o mirar lo que está haciendo nuestra competencia -marcas que trabajan en el mismo mercado o sector, o similares y que se dirigen a nuestro mismo público-.

2. Evaluarnos a nosotros mismos

Antes de aventarnos a mirar la competencia, mirémonos a nosotros mismos, teniendo claro qué indicadores de audiencia, de engagement, y de conversión debemos medir, pero ahora usando las herramientas de medición correctas.

Para calcular el alcance de los contenidos de Facebook e Instagram, si usamos una cuenta empresarial o fan page, puede ser tan sencillo como irnos a la sección de estadísticas de estas redes sociales, y desde allí podremos conocer el alcance de los contenidos: cuánta gente interactúa, cuántos clics se hicieron en nuestro landing page y otros datos demográficos de nuestra audiencia.

Otra herramienta útil para ambas redes sociales es el business manager, puesto que centraliza todos los accesos, permisos, conexiones entre páginas, usuarios, e inclusive la pauta.

Para analizar otras redes sociales, se utilizan herramientas similares:

  • Twitter Analytics, para evaluar a los seguidores, impresiones e interacciones
  • Youtube Analytics, para ver el rendimiento de los videos y en general del canal, saber de dónde proviene el tráfico, el tiempo de visualización, desempeño de los anuncios, ganancias, etc
  • Pinterest Analytics, para conocer las impresiones, clics, visitantes, lo más repineado, etc.

3. Evaluar a mi competencia

Una vez tengamos claro cuáles publicaciones tienen más alcance, las que les gustan más a nuestra audiencia, con las que más interactúan, las que lograron más visitas a nuestra página web, o lo que sea que quieres mirar, podemos lanzarnos a ver cómo le va a nuestra competencia.

Recordemos que analizar lo que hace nuestra competencia es una forma de descubrir debilidades, tanto suyas como nuestras, y conocer mejor a nuestro público objetivo y sus necesidades.

La manera más sencilla para analizar su comportamiento es ir directamente al perfil o página oficial. Afortunadamente también tenemos herramientas que nos pueden ayudar en esta labor, aunque la mayoría son de pago, como Talkwalker o SEM rush, pero que son bastante útiles, considerando que tienen bastantes funciones, no solo para analizar las redes sociales de la competencia, sino a nosotros mismos, hacer posicionamiento a nuestra página web, buscar palabras clave, estrategias de publicidad, entre otras.

Lo interesante de esto, aparte de analizar el alcance, las interacciones, el engagement, etc. es poder ver:

  •      El copy y el caption de las publicaciones
  •      El lenguaje con el que se dirigen al público
  •      Los horarios en los que más se publica y los días de mayor afluencia en sus redes sociales
  •      El impacto de sus hashtags.

Para finalizar:

Una vez que recopiles estos datos, analiza.

  • ¿Estás obteniendo los resultados que esperabas? 
  • ¿Qué cosas podrías replicar de la competencia y qué cosas evitar?
  • ¿Estás publicando en el horario correcto?
  • ¿Estás publicando el contenido en la red social correcta?
  • ¿Qué podrías mejorar?

Análisis de métricas: ¿cómo puedo evaluar si lo que publico está funcionando?

Publicar contenido y pauta deliberadamente no es algo inteligente si no se miden y analizan los datos. Recolectar las métricas y evaluarlas nos permite tomar buenas decisiones y replantear estrategias que nos ayuden a cumplir nuestras metas como marca.

Sin embargo, debemos tener en consideración que la lista de las métricas qué debemos revisar puede variar, porque lo que debemos medir depende de lo que queramos conseguir, por eso, en esta entrada vamos a plantear dos ejemplos para sea un poco más clara la importancia de hacer estas mediciones, seguido de una lista de las métricas que más se evalúan, y puedas elegir las que más te convenga evaluar.

Ejemplos: Importancia de analizar las métricas

  1. Muchas personas están llegando a tu sitio web, pero esta cifra de visitantes no se ve reflejada en la de los que hicieron compras. Esto quiere decir que podríamos estar llegando a un cliente que no esté interesado en el producto, o que, por temas de precio o usabilidad de la página no está tomando una decisión de compra.
  1. Supongamos que hacemos una campaña con un contenido similar en distintas redes sociales, pero solamente en una de ellas hubo un gran engagement (en un momento hablaremos de eso) y tuvo muchos más comentarios y nuevos seguidores que en las otras redes sociales en las que se publicó. Esto significa que la campaña funciona en esa red social, pero que debemos replantear la estrategia para las otras redes sociales; recordemos que cada red social tiene su utilidad.

Indicadores

    1. Seguidores

Los seguidores son aquellos que, por decirlo así, están suscritos al contenido que publicamos, por tanto, son aquellos que van a ver nuestras publicaciones de manera frecuente. Sin embargo, es mejor tener pocos seguidores que sean fieles, que muchos que no demuestren el interés por la marca.

Es por eso que se recomienda no comprar seguidores, sencillamente no van a ser seguidores de calidad.

Si uno de tus objetivos es que la gente te conozca, esta métrica sería bueno tenerla en cuenta junto el alcance y las interacciones.

    2. Alcance

El alcance nos permite saber a cuántas personas hemos llegado, es decir, a cuántas personas les apareció x contenido -en la sección de noticias-, y han interactuado con un me gusta, comentarios, guardado, compartido o cualquier otra cosa

    3. Impresiones

Las impresiones nos permiten saber a cuántas personas ha llegado nuestro contenido, es decir la exposición de este, a diferencia del alcance, en este indicador no hace falta que la persona tenga algún tipo de interacción; sin embargo, debemos tener en cuenta que una persona podría estar expuesta a nuestro contenido en más de una ocasión, por tanto, la cifra de impresiones podría ser un poco engañosa.

    4.Engagement

El engagement nos permite conocer qué tanto compromiso tienen los usuarios con la marca, o que tanto impacto está teniendo la marca sobre sus acciones. Que un seguidor tenga engagement con la marca lo hace un seguidor de calidad, a esto es lo que debemos apostarle, pues entre mayor sea el engagement mejor.

Medir este compromiso puede variar un poco dependiendo de la plataforma, pero en general se puede hacer a través del número de me gusta; compartidos; comentarios; menciones de la marca; tasa de rebote, es decir, cuando se entra a la página, pero no se interactúa con ella; repetición de compra; tiempo de permanencia; visita repetida, visualizaciones de video; cuántos correos abren y por cuánto tiempo; entre otras.

Para tener un buen engagement debemos publicar contenido de calidad, y sobre todo que genere emociones, y conexión con las personas.

Existen dos fórmulas para medir el engagement:
  •  Dividir el número de interacciones por el número de impresiones:

Esta fórmula nos permite conocer el número de interacciones conseguido en relación al número de personas que ha visto nuestra publicación.

  • Dividir el número de interacciones por el número de seguidores: 

Esta fórmula nos permite conocer el nivel de interacción en relación al número de fans de seguidores.

     5. Conversiones

Las conversiones suceden cuando el usuario llega al punto que deseamos que lo haga, es decir que haga la compra, descargue algún contenido, que llene un formulario de contacto, etc

Las conversiones están relacionadas con el primer ejemplo que pusimos, ya que ésta representa la decisión final del usuario, es decir: del objetivo que me propuse ¿cuántas veces tuve que intentarlo para cumplirlo? ¿visitaron mi página 100 personas y me compraron 10?

Y de acuerdo a esto también podemos medir el retorno de la inversión, o mayormente conocido como ROI, por sus siglas en inglés “Return on Investment”, y representa la rentabilidad de cualquier acción de nuestro negocio o marca. Este indicador se usa mayormente para pauta.   

 

Al igual que el engagement, el ROI también lo podemos medir con algunas fórmulas, en las que se tienen en cuenta los gastos y ganancias, sin embargo es un tema mucho más amplio, en el que un mal movimiento podría hacernos perder dinero, y que para evitarlo es muy importante ser muy precisos, por eso, próximamente lo estaremos estudiando a detalle, junto con el uso de distintas herramientas, algunas gratuitas, la mayoría de pago, que pueden facilitarnos esta tarea de obtener esos números crudos, en gráficas o tablas, para que podamos hacer el respectivo análisis.

¿Cómo puedo aprovechar cada red social en mi negocio?

 

La gran mayoría de personas usan al menos una red social, estas plataformas se han convertido no solo en un lugar para unir comunidades sino en una herramienta potencial para desarrollar una estrategia de comercio electrónico gracias a las posibilidades de acercamiento más personalizado con el usuario.

Sumado a eso podemos decir que es una obligación que los negocios se sintonicen con los medios de comunicación y el mercado, entiendan cómo funcionan y se aseguren de hacer presencia.

Aunque lo más sencillo sería publicar en todas las redes sociales el mismo contenido, lo cierto es que cada red social nos sirve para cumplir distintos objetivos, permitiéndonos acercar a varios púbicos.

Así mismo, no podemos decir que una red social es mejor que otra, o que es necesario tener presencia en todas las redes sociales, todo depende de lo que queramos conseguir.

 

Vamos a hacer un recuento de las redes sociales más usadas, sus características, y utilidades para los negocios, y finalmente unas recomendaciones generales que aplican para todas las redes sociales.

Facebook

Esta red social es muy conocida, podríamos decir que es la madre de las redes sociales, ya que es la más usada en el mundo. Está diseñada para conectar gente.

A lo largo de los años ha ido evolucionando, y precisamente esto es lo que la mantiene vigente, que ha ido adoptando nuevas características para generar una mejor experiencia de los usuarios.

Aunque Facebook funciona para casi todo, porque incorpora nuevas funciones cada tanto, el contenido que compartamos en esta red social se debe priorizar a imágenes y videos, ya que se ha demostrado que es lo que genera más engagement en esta red.

Si tenemos una marca que queremos posicionar, lo recomendable es crear un perfil empresarial y no uno personal, así podremos tener un botón de me gusta en la página, y acceder a otras herramientas que únicamente están disponibles para empresas.

Dentro de las cosas a tener en cuenta, está crear una foto de portada llamativa, una foto de perfil que nos represente como marca, tener actualizada la sección de información, y hacer una URL amigable para el usuario, es decir, no dejar el que se asigna de forma automática, como facebook.com/pagina/tunegocio/12345678, sino facebook.com/laburuagencia para que sea mucho más fácil de encontrar.

Instagram 

Fue creada como una red social de fotografía, y actualmente sigue muy enfocada en lo visual. Nos permite subir imágenes y vídeos con filtros, stickers y marcos. Instagram se ha convertido en la herramienta que usan los compradores para tomar mejores decisiones de compra; ahí radica su potencial.

Esta red, a comparación de otras, tiene un muy buen nivel de interacción de los usuarios con los contenidos, y por esto mismo podemos permitirnos mostrar un lado un poco más humano, además de aprovechar esto para promover los concursos, encuestas y actividades a través de las historias, y así ganar interacciones y visibilidad.

Además, podemos beneficiarnos del uso de hashtags para encontrar publicaciones relacionadas al mismo tema. Se recomienda apoyarse en páginas o aplicativos externos para encontrar los hashtags adecuados, y así poder tener más alcance.

Twitter 

Twitter es la red social donde los usuarios buscan descubrir novedades y estar actualizados, así como compartir sus pensamientos. Es la red de las tendencias.

Si queremos posicionar una marca en Twitter, debemos crear una voz propia, ya que los tweets que suenan muy mecánicos o spam pueden alejar a los seguidores. Lo ideal es que los tweets sean de 100 caracteres.

Así mismo, es muy importante usar palabras claves, y hashtags, por el tema del SEO, y porque de esta manera vamos a obtener más de interacciones, clics, retweets, favoritos y respuestas. 

Aunque las imágenes no son el fuerte de Twitter, los tweets con imágenes logran más interacción.

Por último y no menos importante, recalcar que Twitter es ideal para la atención al cliente. Es importante no dejar un tweet sin responder porque da una mala imagen, por el contrario, si los respondemos, los usuarios se sienten mucho más positivos.

LinkedIn

Esta red social es muy conocida en el ámbito laboral y empresarial ya que conecta a profesionales, no solo para publicar vacantes y buscar empleo, sino para encontrar con quien hacer negocios, promocionar servicios, o conocimientos en algún tema.

Esta plataforma es un tanto distinta a las otras, no es tan intuitiva, pero es muy completa, y funciona muy bien para contactar entre empresas y lograr transacciones B2B, contrario a las otras redes, que se enfocan un poco más en conseguir transacciones de empresa a consumidor (B2C).

Es fundamental tener el perfil completo, con una buena foto, con una redacción concisa en el resumen e incluso con archivos o contenido multimedia que sirvan como carta de presentación.

LinkedIn nos permite crear o unirnos a grupos, para generar debate y compartir conocimientos. Es importante que los temas sean relacionados con nuestra actividad económica para que podamos destacar en nuestra área de interés.

Se recomienda hacer publicaciones periódicas, e incluir imágenes en estas para aumentar los comentarios y las reacciones, sin olvidar que por su línea profesional no se debe subir contenido de ocio, puesto que podría arruinar la imagen de nuestra marca.

Recomendaciones generales

Estas recomendaciones aplican para las redes sociales mencionadas anteriormente, y cualquier otra.

 

  1. Compartir información relevante, relacionada con el negocio, bien sean noticias, tendencias o datos generales, que cumpla con los requisitos: interesante, entretenido y útil.
  2. Evitar publicar contenido de relleno o de baja calidad.
  3. Publicar en el horario más conveniente para nuestra audiencia.
  4. Evitar temas controversiales, que puedan afectar de forma negativa la imagen de la marca.
  5. No hacer publicaciones con mala ortografía.
  6. Publicar contenido variado. Los seguidores se aburren de ver siempre el mismo tipo de publicación.
  7. Responder los comentarios o mensajes de los usuarios.
  8. Demostrarle al usuario que lo que más importa es satisfacer sus necesidades, y no vender.
  9. Subir contenidos multimedia optimizados, que cumpla con los parámetros de peso y tamaño, y que sean visualmente atractivos.

Teniendo en cuenta el uso de  las redes sociales más usadas, podemos empezar a plantear nuestra estrategia de redes sociales.

¿Qué debo tener en cuenta para hacer anuncios en redes sociales y no perder dinero?

La pauta consiste en mostrar anuncios pagos a través de una red social, y aunque trae grandes beneficios para nuestra marca o empresa, no debemos tomar el tema tan a la ligera y plantearlo como vender por vender, es necesario crear una buena campaña, en la que establezcamos nuestros objetivos, y así evitemos perder dinero.

 

En esta entrada te compartimos algunos tips a la hora de pautar en redes sociales:

Establecer el tipo de pauta que requiero de acuerdo a mis objetivos

Como en todo proyecto, lo primero es tener claridad de qué es lo que queremos lograr, para hacerlo de manera más fácil, lo dividimos en estos objetivos que corresponden a las categorías que existen de pauta:

Quiero que me conozcan:

Pauta de reconocimiento. Se usa para dar a conocer una marca y que las personas se familiaricen con ella. Estas campañas se miden por el número de impresiones, es decir, cuantas personas ven el anuncio.

Quiero aumentar mis seguidores, likes, retweets, etc

 Pauta de crecimiento. No todas las personas que siguen una página ven las publicaciones de la misma, dependiendo de las reacciones e interacciones de la comunidad con el contenido, las publicaciones se van mostrando más. Para generar ese incremento de likes, seguidores, subscriptores, etc. en esta forma de pautar se promociona algún contenido de interés, y no únicamente la marca en sí, así se genera más visibilidad.

      Quiero que las personas participen con mi contenido

      Pauta de interacción. Se usa para que las personas no solo vean el contenido, sino que comenten. Teniendo cuenta que estamos realizando un buen trabajo de copy y de contenido, se le hace un “boost” o impulso a alguna publicación. Se podría buscar alguna colaboración con un influencer.

      Quiero que las personas visiten mi sitio web

Pauta de tráfico. En este caso se hace un call to action, o llamado a la acción al usuario, para que visite la página, el reto es que el usuario no lo sienta forzoso, sino que lo vea como un beneficio propio. El éxito de estas campañas se mide por clics.

      Quiero que compren mi producto

Pauta de conversión. En este caso lo primordial son las ventas, así que se debe tener claro a qué audiencia nos estamos enfrentando de acuerdo al embudo de conversión, si el usuario sabe que tiene una necesidad y se está informando de cómo satisfacerla; si ya tiene clara la necesidad, pero está evaluando las opciones del mercado; o si está interesado específicamente en lo que nuestra marca le ofrece.

 

Una vez tengamos claro el objetivo, debemos definir el público, uno de los mayores errores a la hora de hacer pauta, es querer mostrarle el anuncio a todo el mundo, pero en esta situación aplica el “menos es más”, ya que no es tan importante que el anuncio llegue a tantas personas, sino a las personas indicadas.

Segmentación del público

A medida que se va generando el anuncio, bien sea en Google Ads, Facebook Ads, o la plataforma que sea, debemos llenar un formulario relacionado con datos demográficos: localización, género, edad, intereses, estudios, etc. del usuario al que nos dirigimos.

Las redes sociales ya almacenan esta información de los usuarios, y solo quieren que nosotros hagamos una clasificación más específica para que nuestro contenido llegue a un público al que le pueda generar impacto.

La mejor manera de tener esta información clara, es crear un buyer persona, o en otras palabras, un personaje ficticio que represente al consumidor de la marca. Este se construye a partir de su información demográfica, comportamientos, necesidades y motivaciones. 

Diseño del anuncio

En esta parte es donde podemos ponernos creativos, donde debemos reflejar nuestro objetivo, teniendo en cuenta que no hace falta usar palabras bonitas, o frases decoradas, sino que vayan al grano y sean directas.

Las piezas gráficas que se publiquen no deben estar saturadas de texto, es mejor apostarle a un diseño limpio, y si el contenido que se está publicando lo permite, ampliar la información en la descripción de la publicación y hacer un call to action.

Reevaluar constantemente y dar seguimiento

Si estás iniciando puedes establecer un pequeño porcentaje de inversión publicitaria para hacer una campaña de prueba, y dejarla por unas 48 a 72 horas para poder analizar los resultados.

En esta prueba, y en los anuncios que se publiquen después se pueden medir las impresiones, clics, cuáles anuncios han tenido mejores resultados, el alcance del público para así segmentar mejor, y generar un mejor retorno de la inversión.

¿Qué es el social media y qué beneficios tiene?

El social media constantemente es confundido con las redes sociales, por la mala traducción que se hace del inglés, de social media a redes sociales, cuando social media es medios sociales, y social network redes sociales.

En esta ocasión vamos a hablar acerca de lo qué es y no es el social media, y aunque ya hicimos la diferenciación de social media y social network, vamos a hablar de la importancia y de las ventajas que tienen las redes sociales para un negocio.

¿Qué es el social media?

Con social media nos referimos a las distintas plataformas digitales en las que interactúan y socializan personas y comunidades, como las redes sociales, blogs, foros, entre otros.

Dentro de estas otras plataformas no están incluidos los medios tradicionales, ya que medios como la prensa o la televisión son considerados como un gran emisor de mensajes, y en las plataformas de social media el contenido es creado y transmitido por los mismos miembros de la comunidad, generando de esta forma gran participación e interacción.

Los consumidores han pasado de ser solamente eso, a clientes que participan activamente con opiniones de valor, y pueden llegar a ser muy relevantes, ya que muchas personas confían en las recomendaciones de alguien más así sea un desconocido.

Este tipo de cliente puede ser un gran aliado, y esto hace que sea indispensable crear una buena campaña de social media marketing, ya que si no lo realizamos de manera correcta podemos generar una crisis de reputación de marca.

Para asegurarnos qué plataformas debemos usar y qué tipo de contenido debemos publicar es muy importante hacer un análisis, establecer objetivos, estrategias, y ya una vez entremos en acción, revisar constantemente y hacer mediciones para mantener, fortalecer o reevaluar estrategias.

Para comenzar la estrategia, lo más importante es tener los objetivos claros: deseo dar a conocer la marca, posicionar, hacer el lanzamiento de un nuevo producto, introducirme en un nuevo mercado, mejorar el retorno de la inversión, aumentar las ventas, entre otros.

 

Más adelante ampliaremos ese tema, por ahora, lo que queremos destacar es el concepto general del social media, y que aunque ya mencionamos antes, las redes sociales no son lo único que abarca el social media, cumplen un papel fundamental, ya que realmente son muy pocas las personas que actualmente no cuentan con alguna red social, y la mayoría sigue al menos alguna marca.

Beneficios del uso del social media

Estos son los beneficios de incursionar en el social media y del uso de las redes sociales para cumplir nuestro objetivo

  • Las redes sociales, y en general el social media son dinámicos y flexibles: funciona con varias herramientas, incluyendo audio, video, texto, foros, chat, correos electrónicos, blogs, etc.
  •  Se puede interactuar con el cliente en tiempo real y realmente se llega a escuchar al cliente.
  • La marca se puede humanizar: de pasar a ser una marca más se le puede crear una personalidad y una voz propia para que tenga mayor conexión y se cree una experiencia de usuario.
  • La inversión en redes sociales es baja en comparación a los medios de comunicación tradicionales.
  • Podemos hacer seguimiento a marcas que comparten el mismo nicho de mercado y analizar qué estrategias o contenido les están funcionando sobre esa audiencia con la cual también queremos interactuar, para así implementarlo y/o evitar cometer los mismos errores.
  • Las plataformas permiten segmentar mejor a la audiencia, ya que información como ubicación, gustos, edad, profesión, entre otras cosas, están más a la mano.
  • De igual forma, también es más fácil detectar tendencias y respuestas ante los productos o contenido publicado.

.

¿Por qué las empresas y negocios deberían apostarle al comercio electrónico?

Ventajas de tener un Ecommerce

Para definir de manera sencilla comercio electrónico podríamos decir que consiste en la compra y venta de productos en internet, pero realmente el concepto va mucho más allá, el comercio electrónico busca la transformación de los negocios tradicionales.

Vamos a discutir la importancia de incursionar en el mercado digital en estos tiempos, qué incluye el comercio electrónico, y de las ventajas que trae.

 

Hace un tiempo, una de las razones que limitaban a muchos comerciantes a incursionar en el comercio electrónico era la falta de acceso a banda ancha en el país, pero afortunadamente esta situación ha ido mejorando, sumado a algunas políticas tributarias que han permitido mayor acceso a dispositivos electrónicos.

En los últimos años el comercio electrónico ha crecido enormemente y se ha redefinido con la aparición de las redes sociales, que han atraído a millones de usuarios, facilitando los canales para acercar a empresas y consumidores.

También debemos agradecerle al 2020 y a las medidas de prevención establecidas para evitar la propagación del COVID-19, ya que lograron un impulso de lo digital a pasos agigantados, que estábamos esperando desde hace un buen tiempo, ya que las tecnologías se convirtieron en el aliado para mantener el contacto con el mundo exterior y continuar con las actividades cotidianas, así que, si algunas empresas no le apostaron en su momento al comercio electrónico, déjenme decirles que ya es hora.

 

Ventajas del comercio electrónico:

  • Posibilidad de vender las 24 horas los 7 días de la semana

  • Se reducen los costos, como por ejemplo de arrendamiento de un local de venta o el pago de servicios públicos, y se generan más ganancias

  • Hay mayor alcance de público por la visibilidad que ofrece el internet, y se rompen las barreras de lo geográfico

  • Se puede obtener más información del cliente, ya que cuando los clientes ingresan a la página queda el registro de su actividad por medio de las cookies. El análisis de estos datos sirve para plantear estrategias enfocadas hacia el comportamiento y las necesidades del usuario.

 

Modelos de comercio electrónico

Además de los beneficios, es bueno tener en consideración que el comercio electrónico se puede hacer de distintas formas dependiendo de los resultados que queramos obtener.

  1. Una de las formas más usadas es a modo de tienda online, donde se pone a disposición una página web o aplicación.
  2. También está el método de afiliación, es decir con un intermediario que recibe una comisión por vender y promocionar el producto.
  3. Otra forma es vincularse a un market place, que podríamos decir es un tipo de centro comercial virtual en el que se reúnen varios vendedores, un ejemplo podría ser mercado libre.
  4. Un modelo muy usado por estos días, es la suscripción, donde el cliente registra un método de pago por recibir un servicio o producto periódicamente, así que el pago queda automatizado.

Como decíamos, esto depende del tipo de negocio que se tenga, y al tipo de público al que se quiera llegar, si estamos hablando de un negocio C2C, es decir, de consumidor a consumidor, retomando el ejemplo de mercado libre, o si es un B2C, es decir de negocio a consumidor, o si es de B2B, es decir negocio a negocio.

 

Más adelante estaremos ampliando un poco más el tema de los retos que supone el comercio electrónico, de cómo llegar al público objetivo, entre otros temas.

La nueva realidad de los eventos: hacia un formato híbrido que abraza la tecnología

Una de las primeras consecuencias que llegó tras el estallido de la crisis del coronavirus a nivel económico y en multitud de sectores fue la desaparición de los eventos físicos. Muchos de ellos directamente fueron cancelados, pero muchos otros buscaron cómo adaptarse a la nueva realidad. De hecho, según un estudio realizado entre expertos en eventos por la PCMA7 de cada 10 profesionales han decidido trasladar su evento presencial parcial o totalmente al mundo online.

Una tendencia que según los profesionales se prolongará más allá del fin de la pandemia. “Muchos eventos serán en formato híbrido, con asistentes presenciales y virtuales porque permite amplificar la audiencia y las posibilidades de monetización a los organizadores”, afirma Clara Ramírez, Awards & Events Director en SCOPEN.

Por otro lado, revelan que al 62% de los organizadores no le inquieta que los eventos virtuales acaben con los futuros eventos físicos. Desde SCOPEN señalan que es “un error tratar de replicar en digital los eventos presenciales”, porque los eventos tradicionales poseen “una parte experiencial única que los hace muy difíciles de replicar ya que, entre otros aspectos, tienes a la audiencia cautiva y por lo tanto tienes su atención”. El contenido y la guionización de cada momento serán, según SCOPEN, claves para adaptarse a esta situación y mantener la atención. “Es una gran oportunidad para aplicar todo el potencial que nos ofrece la tecnología y para hacer algo innovador y disruptivo en el sector de los eventos“, añaden.

YouTube se ha convertido en una de las plataformas favoritas para acoger eventos multitudinarios. Desde que comenzó el confinamiento y según un estudio de 2btube, el uso de YouTube ha crecido un 55% en España. Microsoft Teams o Zoom han sido otras de las plataformas cuyo uso se ha disparado, recuerda SCOPEN. Según Clara Ramírez, en las últimas semanas se están haciendo más avances que en los últimos 5 años. “Esta situación nos ha empujado a todos a teletrabajar y a hacer uso de estas herramientas que llevaban con nosotros mucho tiempo y nos estamos dando cuenta de sus ventajas, como el aumento de la productividad a la hora de realizar cualquier encuentro o reunión. Aspectos clave como la facilidad de conexión, el ahorro de tiempo en los desplazamientos y el ahorro de costes en la producción, además de la posibilidad de utilizar herramientas tecnológicas innovadoras, son, sin duda, aspectos muy positivos y representan una oportunidad para este tipo de eventos”, asegura.

La consultora ha podido comprobar que las tecnologías como la realidad aumentada, los virtual stage y los bots tendrán un mayor impacto en los eventos virtuales a partir de ahora. “Es importante desarrollar la parte tecnológica para amplificar la potencia del contenido, acortar tiempos, generar engagement y cumplir el objetivo que es mantener la atención de la audiencia…el gran reto al que se enfrentan las compañías a la hora de realizar un evento virtual”, dice Ramírez.